La Comisión Europea no espera un aumento de la producción de leche luego del 2015 dado el crecimiento actual

 

A pesar de que la producción de leche en la Unión Europea aumentó en el segundo semestre de 2013, los precios se han mantenido fuertes. En diciembre pasado, el precio medio comunitario alcanzó la cifra récord de 40,4 euros por cada 100 kilos, lo que supuso un incremento de un 18% con respecto a diciembre de 2012.

Los precios de los productos lácteos también han aumentado en 2013 con respecto a 2012: un 30% los de la manteca y la leche en polvo y entre un 8% y 12% en el caso de los quesos Cheddar, Edam y Gouda, de acuerdo con los datos del informe Previsiones a corto plazo de las producciones agrícolas y ganaderas de la Unión Europea, que la Comisión Europea acaba de publicar.

A lo largo de 2013, las remisiones de leche en la Unión Europea han aumentado en un 0,9% con respecto a 2012. Los incrementos en las remisiones han sido especialmente destacables en Estonia, Holanda, Irlanda, Dinamarca, Bélgica y Alemania, países que corren peligro de superar la cuota en el ejercicio 2013/14. Los buenos precios han sido el principal impulsor de este incremento. Un ejemplo ha sido Holanda, donde el precio medio pagado al productor en diciembre pasado fue de 44 euros por 100 kilos. Por el contrario, en otros países, las entregas han descendido como es el caso de Hungría, República Checa, Italia y Francia.

En el ejercicio 2014/15, último período de cuotas lácteas, la Comisión Europea prevé que se mantenga un buen nivel de producción gracias a los buenos precios de la leche y a los niveles contenidos de los precios de los alimentos. En 2014 se espera una producción de leche un 1,8% superior a la de 2013. Por tanto, la Comisión no cree que la producción aumente cuando desaparezcan las cuotas lácteas, porque los incrementos en la producción ya se están constatando.

A nivel internacional, la producción también ha aumentado. En Estados Unidos se ha registrado un incremento del 0,9% en enero 2014 con respecto a enero de 2013 y en Nueva Zelanda de un 4,6% (diciembre de 2013 versus diciembre de 2012). No obstante los precios se mantienen firmes y se prevé que mantengan la misma línea en 2014. Uno de los factores a favor de ésta tendencia es que mientras que la demanda doméstica de lácteos en China se mantiene alta, la producción ha descendido un 6%, por lo que va a depender más de las importaciones.

 

Fuente: Agrodigital, adaptada por Equipo de INALE