Fuerte incremento en la remisión de leche a plantas

 

La remisión anual de leche a la industria aumentó 33% en cinco años (que se corresponde con 546 millones de litros), de 1.472 millones en 2009 a 2.018 millones en 2013, reveló el último informe del sector lácteo realizado por el Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP).

En el trabajo, elaborado por la Dirección de Estadísticas Agropecuarias (DIEA), se apreció que el año con mayor incremento en la remisión fue 2011, con 18,8% en relación a 2010. Durante 2013 el aumento en relación a 2012 fue del 4,2% (82 millones de litros más).

En otro orden, la producción total de leche proveniente de predios con lechería comercial se estimó en 2.238 millones de litros en 2013, un 2,8% por encima del registro del año anterior.

La remisión a las industrias procesadoras alcanzó a 2.018 millones de litros (90% de la producción total), es el principal destino y un nuevo récord. La elaboración predial y venta directa acumulan 154 millones y los restantes 66 millones se destinan al consumo en tambos (humano y animal).

La remisión en 2013 provino de 2.995 tambos, 124 menos que en 2012 (-4%), como ha sucedido en los últimos años. En contrapartida, el volumen medio por remitente alcanzó a 1.846 litros diarios y muestra un incremento del 8,5% en relación al año anterior.

El ingreso de leche a plantas muestra que en los últimos ocho meses de 2013 hubo cifras superiores a 2012, que más que compensaron los menores niveles de los primeros cuatro. Como es clásico octubre, con 215 millones de litros, aportó el máximo en remisión, y febrero el mínimo.

Durante 2013 las industrias adquirieron 74,5 mil toneladas de grasa y 67,4 mil toneladas de proteínas. Equivalen a 3,69 y 3,34 kilos por cada 100 litros de leche, respectivamente. En los últimos 16 años ambos porcentajes exhiben una tendencia al alza con el consecuente aumento de la proporción de sólidos totales (de 6,69% a 7,03%), lo que constituye una mejora en la calidad de la materia prima, vinculado a mejoras en el nivel genético del rodeo y a ajustes en la alimentación.

Las mayores cantidades físicas de productos elaborados son leches de consumo diario y media vida, quesos y leches en polvo. En relación a 2012 las leches en polvo tienen el mayor alza de un 20% (19 mil toneladas) y baja de lo producido en quesos y manteca, 4% y 5%.

Quesos y leches en polvo tienen su máxima importancia de ventas en la exportación (69% y 93% de lo producido respectivamente), acompañando las leches UHT como destaque con 83%. A su vez los diversos productos frescos como otras leches fluidas, dulce de leche y postres se destinan casi todo al mercado doméstico.

El 8% de la leche captada por las industrias –165 millones de litros– sigue vendiéndose al mercado interno como leche pasterizada, elevándose a 220 millones al sumarle la leche media vida; entre ambas promedian 600 mil litros diarios.

 

Fuente: El Observador, adaptada por Equipo de INALE