¿Puede mejorar la producción de leche en Rusia?

La producción láctea de Rusia está sufriendo por la baja inversión en plantas de procesamiento y el uso continuo de tecnología antigua.

Roman Vakuchuk, economista de Instituto Noruego de Asuntos Internacionales, mencionó que la producción de leche de Rusia se ha mantenido bastante estable, presentando una pequeña caída en los años recientes pero la demanda está siendo positiva.

“La perspectiva del sector van a ser positivas para los años que vienen”.

Hace dos años la producción de leche en Rusia llegó a 31,831 millones de toneladas. El año pasado se redujo en poco más de 4% a 30,529 millones de toneladas y en los primeros nueve meses de este año la producción fue 24,099 millones de toneladas, con Volga como la principal región productores de leche de Rusia y el consumo que se encuentra dirigido por Moscú.

Sin embargo, Vakuchuk mencionó que mientras que el consumo de leche y productos lácteos en Rusia es estable, está por debajo de la media mundial.

Él dijo que las sanciones recientes han tenido un efecto en el desarrollo de la industria rusa, pero el sector está con necesidad de apoyo e inversión.

“El apoyo del Estado sobre la industria láctea no es tan grande como en otros países”.

Vladimir Labinov, del Ministerio de Agricultura de la Federación Rusa, mencionó que "se estima que la producción de leche será 30,740 millones de toneladas en 2016, lo cual estaría un 0,7% por encima del nivel de 2013”.

El sector lácteo ruso ha venido cambiando gradualmente con una mayor producción en manos de grandes organizaciones agrarias y cooperativas.

El sector también está registrando una mejora en la productividad de las vacas, que han aumentado 627 kilos de leche por vaca, llegando a 4.519 kilos en 2013, siendo un 16,1% mayor que la productividad de 3.892 kilos por vaca que se registraba en 2008.

Labinov agregó que también se espera que los nuevos tipos de subsidios que se ofrecerán a los agricultores se destinen a la inversión de capital, ya sea para la construcción de los tambos, para construir y desarrollar centros de cría y el desarrollo de programas de identificación la cría.

Añadió que el enfoque del desarrollo de los rodeos de cría y los tambos incluía no solamente las razas con alta productividad, sino también mejorando la calidad de la leche con un mayor contenido de grasa y proteína.

 

Fuente: The Dairy Site, traducida y adaptada por Equipo de INALE