Rusia está viendo extender la penalización a las importaciones de occidente

Parece probable que Rusia extienda la prohibición de las importaciones de alimentos occidentales más allá de la fecha límite del 7 de agosto, dada la falta de incentivo para levantar el embargo debido a la posibilidad de extender las sanciones europeas.

Con el presidente Vladimir Putin apoyando iniciativas para impulsar la "seguridad alimentaria" de Rusia, las autoridades se han comprometido a invertir más en la agricultura para hacer autosuficiente al país en leche, carne, frutas y hortalizas en los próximos años.

La prohibición de la mayoría de las importaciones de alimentos de los Estados Unidos, la Unión Europea y otros países equivalente a 9.000 millones de dólares debe finalizar el 7 de agosto, un año después de que se impusieron las sanciones occidentales sobre Rusia por la crisis de Ucrania.

La Unión Europea sugiere que es probable que se extienda la sanción hasta que llegue a un acuerdo de paz en Ucrania.

"Actualmente no estamos considerando la cancelación de la prohibición ...", dijo el viceprimer ministro Arkady Dvorkovich.

"La producción nacional y la seguridad alimentaria son muy importantes, y vamos a tratar de asegurarlas”, agregó Putin.

Hay acuerdo en el gobierno ruso de que el sector agropecuario necesita fondos adicionales en 2015. Dvorkovich, dijo que el apoyo no debe disminuir en 2016 y 2017 para asegurar que el país sea casi autosuficiente en la producción de leche en 7 a 10 años, y en carne, frutas y hortalizas en 2020.

Los analistas dijeron para el alivio de la situación económica también había sido ayudada por la prohibición de la importación de alimentos, lo que impulsó la inflación de alimentos a finales de 2014, cuando el rublo se desplomó. La moneda ya se ha estabilizado, haciendo que las importaciones de alimentos sean más baratas.

 

Fuente: Dairy Herd, traducida y adaptada por Equipo de INALE