La producción mundial de leche muestra signos de estar ajustándose

En el mes de junio Europa presentó una caída de la producción interanual (comparando con igual mes del año anterior) del orden de -1,6%, luego de 13 meses consecutivos de incrementos.

En abril y mayo ya se había apreciado una desaceleración en la producción del bloque, con tasas de crecimiento menores el 2% interanual, cuando en los seis meses anteriores las tasas de crecimiento de la producción promediaron 6% interanual.

En EE.UU la producción continúa en ascenso con tasas de crecimiento relativamente estables entorno a 1,5% interanual.

Nueva Zelanda, que era el país que venía procesando más rápidamente el ajuste a la baja, sin embargo incrementó su producción 4,1% en junio, pero teniendo en cuenta que se está en la parte más baja del ciclo de producción de leche en ese país, esto tiene escaso impacto en la producción total.

Australia acumula diez meses de caída de la producción, experimentando en julio la mayor caída en términos porcentuales, -10,3%.

Argentina, si bien no están disponibles aún las cifras oficiales para el mes de junio, según estimaciones de una muestra de empresas que representan el 70% de la producción de leche de este país, estaría indicando que la producción caería en junio entorno al 20%.

Fuente: INALE en base a datos de Eurostat (Europa), USDA (EE.UU), DCANZ (N. Zelanda), DairyAU (Australia) y MAGYP (Argentina)