EE.UU: la producción continúa aumentando